Sin duda alguna, en los últimos años Nicaragua se ha visto sostenida por las remesas que los migrantes envían hacia el país, según han confirmado economistas independientes e incluso informes del Banco Central de Nicaragua, al igual que el último informe publicado por FMI.

De acuerdo con el economista nicaragüense, Marco Aurelio Peña, el repunte espectacular de las remesas monetarias que desde finales 2020 al final del 2023 alcanzó más de 4000 millones de dólares procedentes del exterior, es decir el 28% del ingreso nacional.

Lea Más: RÉGIMEN CIERRA DOS CONSULADOS NICARAGÜENSES EN EEUU, ¿QUÉ HAY DETRÁS DE ESTO?

Pero ¿Qué tan estable es un país que se sostiene de remesas?, desde DaríoMedios consultamos al economista sobre dicho tema, y destacó que en definitiva un país que depende de este rubro no puede ser llamado una nación con libertad o crecimiento económico.

“A mi criterio son paradigmas aberrantes un país encarrilado en la prosperidad, una prosperidad incluyente en el desarrollo humano, una economía orientada al desarrollo humano y un país que esté progresando no es aquel en el que su talento humano y su mano de obra se va del país, sino todo lo contrario”, explicó Peña a DaríoMedios.

De acuerdo con el especialista en temas económicos, en otra época el nicaragüense, no emigraba masivamente, sino que llegaban a Nicaragua trabajadores de los demás países centroamericanos, a laborar en Nicaragua, es decir Nicaragua era receptor de la mano de obra centroamericana.

“Aquel país que está teniendo una transformación estructural en su economía, no es aquel en el que lo nicaragüenses se van de su país, sino los que se quedan en todo caso los nicaragüenses volverían a su país porque quien en su sano juicio si en un país se vuelve una economía emergente digamos y fuera cierto deja su país, su casa, su familia, sus amistades, sus contactos profesionales y de negocios, su rutina, se desapega de sus raíces y todo lo que desde el punto de vista económico y extraeconómico, supone una un desplazamiento forzado, un exilio por razones políticas o una emigración por razones económicas”, agregó el economista.

¿Qué refleja la emigración masiva de nicaragüenses que envían remesas?

El economista asegura que la emigración de nicaragüenses de manera masiva más bien supone el hecho de que en Nicaragua, no existe la posibilidad de tener estabilidad económica y que las familias optan por la difícil decisión de salir del país para enviar remesas y apoyar de esa manera en sus hogares.

Lea Más: MURILLO Y LAUREANO ESTARÍAN TRAICIONANDO AL PROPIO DANIEL ORTEGA

“La emigración masiva es uno de los principales indicadores de que el nicaragüense concluye en su análisis de costo beneficio de que su país no es el lugar adecuado para sacar adelante su proyecto de vida. Ese es el punto y se está desaprovechando el bono demográfico y una gran cantidad de personas jóvenes están saliendo del país con conocimientos adquiridos en universidades públicas y privadas, gastos públicos y gastos familiares y se van a ubicarse laboralmente en otros países y envían remesas a sus familiares”, resaltó Peña.